La CNTC el nuevo «patrono» salvador de los conductores/as.  Opinión

Estando en el siglo XXI ha salido un nuevo patrono salvador de los conductores/as asalariados, esa Comisión Nacional del Transporte por Carretera donde están representadas todas las Asociaciones Patronales del Sector de Transporte de
Mercancías por Carretera,(CNTC), grandes patronos de grandes flotas de camiones, y muchas de ellas pequeñas, medianas y grandes empresas que se han convertidor en empresas cargadoras, operadores logísticos, transirarias, consignatarias e incluso algunas de ellas navieras.

En la nota informativa para movilizarse a la huelga «PATRONAL» y no de trabajadores asalariados trata de los siguientes temas: la prohibición de que los conductores realicen la carga y descarga de los camiones la no implantación de Euroviñeta, aplicación obligatoria de la cláusula de revisión del coste del combustible, la construcción de áreas de descanso seguras para los profesionales, entre otras, habiéndose agotado la paciencia del sector y los canales razonables de negociación, a lo que se une la absoluta falta de sensibilidad por parte de nuestros clientes en la presente coyuntura económica, quienes se aprovechan de la posición de dominio que le concede la vigente regulación del contrato de transporte de mercancías por carretera, que está provocando incluso un enorme problema de falta de conductores profesionales, ante el trato degradante e inhumano en las condiciones en las que realizan su trabajo.

Se venden al público como el santo patron protector de los trabajadores/as haciendo sus campañas orquestales para distorsionar la precariedad laboral que llevan fomentado desde hace 20 años en el sector del transporte. Son ustedes los que han provocado la falta de una renovación gerenacional, los que incluyen en los contratos de transporte de mercancías la carga y descarga de los camiones por los conductores/as (salvo pacto en contra), los que permiten el trato denigrante y vejatorio en los centros, los contratos de falsos autónomos, los que han fomentado unas fórmulas inexistente de remuneración y básicamente de subsistencia, y a un nivel laboral de explotación, con jornadas extenuantes, salarios a la baja y a ADEMAS CON FRAUDE A LA COTIZACIÓN DE LA SEGURIDAD SOCIAL: lo que pretende es fomentar es la ley de la oferta y demanda para a si contratar a personal jóven temporales al nivel de explotación que se sufre, con jornadas extenuantes y  salarios ‘low cost».

No existara un futuro profesional digno en este sector porque nadie aspira a ser explotado.

Desde la liberalización del mercado ha hecho que cambie el sector del transporte por carretera. Las condiciones laborales y los derechos de los conductores/as en el  transporte por carretera  y demás sectores estamos
sufriendo las consecuencias. 

Todos los conductores/as
profesionales, siendo un colectivo donde hay unos 600.000 profesionales aproximadamente,
estamos sufriendo el desprecio, las ilegalidades, el abuso empresarial y las  trampas de
empresas cargadoras y transportistas desde hace 15 años, mientras crece la inseguridad por robos, mayor riesgo de accidentes de tráfico, con jornadas extremas de
trabajo, que incluyen no sólo conducir sino también de hacer de mozos de almacén para carga y descarga los camiones, la vigilancia del camión, con la obligación de tener que vivir largos períodos en el cabina del camión, sobre todo en ruta internacional y nacional, con una conciliación
familiar practican nula, y con ejercitada constante presión de priorizar la entrega de mercancía, porque hoy lo quieren de un día para otro, antes que la seguridad de los conductores/as, sobre el cumplimiento de las normas laborales, convenios y de tráfico, o poniendo en juego nuestra vida a diario y a los demás usuarios de la vía, por falta de consideración. Un Reglamento (CE) 561/2006 del Parlamento Europeo, que en mi opinión se a quedado «OLD WITH TIME» dado al avance tecnológico que se a implementado en estos últimos años en el transporte. 

Esta demostrado el brutal deterioro de nuestras condiciones de trabajo y vida, ya de por sí, era penoso y peligroso en los años 90, y sigue siendo peor o igual hoy en día, solo con la diferencia que hoy en día hay mejores red de carretetas y vehículos, pero que a la vez crece el esfuerzo y la
fatiga, bajan las condiciones de trabajo, los salarios y retribuciones e ingresos.

Unas condiciones laborales dignas, el reconocimiento del trabajo penoso de la profesión y una instalación de coeficientes reductores para acceder a una jubilación anticipada, el cumplimiento en su totalidad de los convenios colectivos siendo actualizados, (52 convenios colectivos en España), unos salarios dignos acordes al puesto de trabajo, que se respeten la normativa en lo que se refiere a la ordenación del tiempo de trabajo de las personas que realizan actividades móviles de transporte por carretera. (CE 2002/15), el priorizar recursos y personal a la Inspección de Trabajo y que las autoridades laborales y de tráfico se impliquen en la lucha contra el fraude, y tenga la potesta del cumplimiento de normativa laboral son un pilar para el buen funcionamiento de este sector.

Foto archivo: biblioteca de medios.

Queda prohibido copiar, reproducir, distribuir, publicar, transmitir, difundir, o en cualquier modo explotar cualquier parte de este contenido sin la autorización del autor.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.